viernes, 23 de mayo de 2008

Siempre

¿Crees que no reparé en ese detalle?
¡Sí lo hice!
Y vieras cómo pensé en eso.
Y eso es lo peor.
Que jamás dejaría de seguirle, de pensarle.
Que me encanta hacerlo.
Y que no podría decirlo ahí, que necesito ser el segundo paso, no el primero.
Que sólo puedo dar el segundo paso, o quizá el tercero, o el cuarto, o el quinto, pero el primero jamás.
Miedo al rechazo definitivamente.

Qué vergüenza.


.

2 comentarios:

France dijo...

chuubi, noo voy a filosofar mucho respecto a los dos ultimos textos.. solo queria xpresar mi gratitud al leerlos y darme cuentaa que no soy l aunica estupida que escribe sobre el ¿amor? de una manera tan reflexiva.. o como dice la gente normal pasada de rollo.

besos, france.

Enfant Terrible dijo...

Tanto tiempo que no leía blogs. Me gustó lo que escribiste.
Muack :)