lunes, 28 de junio de 2010

Igual que tú

Cuesta creerle(me) a veces
Me impresiona siempre

Soy una fábrica
De las que trabaja más arduamente diría yo
No cierra nunca jamás
Ni siquiera puedo recordar el momento en que abrió
Una fábrica de todo.

Es capaz de todo
En serio, de todo
Aunque inconscientemente la mayoría de las veces diría yo.

Puedo convertir cualquier hecho, hasta el más nimio, en una poderosísima señal
Una palabra en una indirecta declaración de impacto directo
Un gesto en un llamado inconfundible
Alguien en una persona
en todo

Al final del día
y en el comienzo, el transcurso, y en su totalidad
termino viendo señales en todo, declaraciones y llamados dirigidos en cada manifiesto
Y a ti...
a ti puedo convertirte en persona
en un instante
basta que reciba una señal, una indirecta o algún llamado.

Y ni siquiera es tan necesario,
mi fábrica es especial
Mi fábrica puede crear señales, declaraciones y llamados de la nada
De la nada misma, yo puedo hacer que exista de todo.

No existen otras fábricas como la mía
No es mecanizada
no es premeditada
no es manipulada

Pero es


.